Los Mejores Libros de 2008 de Algún día en alguna parte.

Durante estos últimos días hemos repasado las típicas listas de los mejores libros de 2008 según el criterio de los diferentes medios de comunicación, críticos, desconocidos y/o “sabios literatos”.  Para finalizar, les ofrezco mi humilde elección de aquellos cinco títulos que, sin considerarlos los mejores del año (el epígrafe de la entrada resulta sumamente engañoso), me atrevo a recomendar a mis amables lectores y ocasionales o despistados visitantes.

La relación, dentro de mis lecturas de este año 2008 aquí reseñadas, podría ser más extensa, pero por el momento, dada la dificultad, lo simplificaremos a un título por género. Como siempre, estoy abierto a vuestras sugerencias, votaciones y aportaciones.

Sabedor y dolido de no haber podido leer todo lo que hubiese deseado y, sin orden ni concierto, estos son los 5 libros de 2008 que recomiendo desde Algún día en Alguna parte:

 

 

1.- “Pacífico (Anagrama) de José Antonio Garriga Vela. (Narrativa en español).

2.- After Dark” (Tusquet) de Haruki Murakami. (Narrativa extranjera).

3.- “El viaje a la ficción” (Alfaguara) de Mario Vargas Llosa. (Ensayo).

4.- “Cuentos Esenciales” (Mondadori) de Guy de Maupassant. (Relato, cuento).

5.- “Poemas en Prosa” (Plataforma) de Pablo Picasso. (Poesía).

 



Categorías:Libros

Etiquetas:, , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

5 respuestas

  1. ¡Estupendo! Cuando casi había liquidado mi lista veraniega de libros pendientes, me toca empezar una nueva. Gracias por la serie de listas que vienes publicando y por esta en particular.
    Un saludo y feliz año.

  2. Uppsss, vaya retraso de lecturas de post, parece que llevamos toda la vida en el 2009 y sigo leyendo cosas pendientes de principio de año, así no tendré tiempo de leer los libros que propones y que, conociendo tu gusto, son con total seguridad IMPRESCINDIBLES.

    Un abrazo.

  3. De Guy de Maupassant: Magnetismo.

    Este es el principio:

    Era al final de una cena de hombres solos, a la hora de los interminables cigarreos y las incesantes copitas, entre el humo y el cálido embotamiento de las digestiones, con las cabezas ligeramente trasnstonadas después de tantas viandas y licores absorvidos y mezclados.
    Llegó a hablarse de magnetismo, de los números de Donato* y de las experiencias del doctor Charcot.

    Y de pronto aquellos hombres escépticos, amables, indiferentes a toda religión, se pusieron a contar extraños, historias increibles pero ocurridas, según afirmaban, incurriendo bruscamente en creencias superstciosas… (…)

    Yo, a lo mío : Dalí, Miller, los Libros de Google…

  4. No sé…”trasnstonadas”;
    Quizás ¿tras tonadas?…
    Transtornadas (en cursiva), en la bella traducción de Esther Benítez .

  5. ¿Recomiendas tu propio libro?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: